¿Por qué Facebook es Mark Zuckerberg y Google no es Larry Page?

La Red Social más famosa está siempre asociada a Mark Zuckerberg, en cambio la gran G, no tienen de referencia de su cofundador Larry Page.

Facebook y Google guardan una estrecha relación con respecto al control de la publicidad online y cuando hablamos de cada una de las marcas, es fácil mencionar a Mark Zuckerberg ha comprado Whatsapp, aunque esto lo halla realizado Facebook, en cambio es difícil ver un artículo que diga que Larry Page ha comprado Youtube.

Esteve Jobs, Elon Musk e incluso Bill Gates, cada uno de ellos tienen la características de ser referente de marca para sus empresas al igual que Mark Zuckerberg, es decir, la cara visible de sus respectivas empresas. De hecho, en el caso de Musk, es difícil no asociar su nombre en sus diferentes empresas.

Eso sin duda no pasa con Larry Page, bueno, ni con Larry Page ni con Sergey Bin, ambos fueron los cofundadores del conglomerado Alphabet. Quizás ambos no han pretendido ser fundadores únicos de Google ni siquiera estar al frente del proyecto, ni mucho menos ser la cara visible. En su lugar pusieron al frente a Eric Schmidt al darse cuenta que no estaban preparados para ser CEO de lo que supone Google.

Sergey y Larry no son emprendedores natos… Son empresarios

Pero esto también tiene sus transcendencia en el momento de su creación. Por un lado tenemos a Mark Zuckerberg, Steve Jobs y Bill Gates que empezaron desde un garaje con pocos recursos y abandonando  sus respectivas universidades para crear su proyecto de vida, en cambio Larry Page y Sergey Bin eran dos estudiantes de postgrado que mejoraron el algoritmo de búsqueda web con intensión de vender su proyecto, en su momento, a Excite por menos de un millón de dólares y posteriormente fue ofrecida a Yahoo. Pro suerte ambas compañías no aceptaron la compra.

Ambos cofundadores siempre pensaron en contratar a las personas más inteligentes para liderar los proyectos e incluso su gran empresa. Es por eso que trajeron a Eric Schmidt para prestarle a la compañía un poco más de credibilidad antes de su salida a bolsa, esto pasó antes y sigue pasando ahora, siempre están en la búsqueda de grandes mentes para desarrollar productos innovadores.

Por esta misma razón, podemos decir que Larry es más un nombre de negocio introvertido con una visión empresarial diferente a los mencionados anteriormente, incluso no dispone del don de gente ni es un gran vendedor. Y como se ha visto, esto no ha influido mucho en los resultados de Google con respecto a las demás.

Mark Zuckerberg sigue el mismo camino de Steve Jobs, tal es esa simbiosis que sus palabras o declaraciones influyen notablemente en sus cotizaciones en Bolsa. Ya quedó demostrado esta situación que con los problemas derivados de la privacidad donde todo el mundo buscaba a Mark y no a la junta directiva o la cede de Facebook.

En conclusión

Larry Page no es Google porque ha seguido por otro tipo de gestión, un tipo de administración dirigida por personas muy inteligentes y con grandes trayectorias en su carrera, por lo que ha alejado a Page y a Bin lejos de los focos mediáticos o empresariales. Mark, sin duda, ha optado por ser la cabeza visible siguiendo el mismo proceso que Jobs y Gates.

El principal handicap que puede darse cuando eres la cabeza visible es que tus acciones, pronunciaciones o modo de vida influiría en la situación de la empresa. Cosa que puede jugar una maña pasada en la confianza de los accionista por si en algún momento ocurre algo malo o que influya en la marca personal, que al final de todo, es marca personal elevada a la empresarial.

Por otro lado, el caso de Google sería distinto, cualquier mala acción de Larry no podría influir tanto en la visión de la empresa y viceversa. Por lo que una mala ejecución de estrategia o malos resultados terminaría con la destitución del CEO que sería rápidamente sustituido por otro, esto sin duda podría paliar una posible desconfianza por parte de los inversores evitando caídas vertiginosas en el parquet.

Se el primero en recibir actualizaciones de las últimas noticias de Diario Bolsa

También podría gustarte